Siguenos en

Ancash

Marianito Guerrero hasta siempre profesor

Publicado

el

Un gran maestro físico matemático que dejó huellas en las aulas libertanas ya no está más con nosotros.

 

Ayer, dejó de existir el gran maestro que dejó sabiduría, ejemplo, enseñanza a miles de jóvenes que pasaron especialmente por las aulas del histórico colegio nacional de La Libertad, donde entregó los mejores años de su vida enseñando especialmente el curso de física, la que con sus diversas cualidades pedagógicas lo hacía fácil para los estudiantes.

 

Pero no solo dejó huellas y grandes frutos en sus estudiantes que lo gozaron en clases, también en sus colegas docentes, con quienes compartía su sabiduría de físico, sobre todo cuando se acercaba los famosos concursos de ciencias

.

Pero esa formación académica lo combinaba como vecino y dirigente y en varias oportunidades ex presidente en la Asociación de Moradores Unión Progreso El Pedregal; dirigente y permanente defensor de los derechos e intereses del barrio.

 

Su barrio de siempre, por quien luchó toda su vida. Cuando se pretendía, después del sismo de 1970, desalojar a las familias que habitaban en este populoso barrio que con sacrificio y esfuerzo consiguieron sus terrenos cuando la Municipalidad de Huaraz la urbanizó, muchos con títulos de propiedad, otros en gestión de títulos pero que se perdieron después del sismo y luego con la expropiación efectuada por el gobierno y supieron conducir de manera limpia y honesta a la Institución que se creó y que se constituyó en el baluarte de la integridad y desarrollo del barrio El Pedregal, las que después de muchas gestiones y luchas permanentes consiguieron el reconocimiento y la legalización de sus títulos de propiedad, justamente con la gestión de Marianito Guerreo y las Juntas Directivas que lo sucedieron, que bajo su sabia orientación y guía consiguieron dicho objetivo.

 

Asimismo, se le recuerda en las jornadas de lucha en defensa de los terrenos destinados para obras públicas del barrio en el desalojo de invasores en las negociaciones para la asignación de áreas de terreno para instituciones públicas y gestiones para la ejecución de obras.

 

En su última acción de lucha que se le vio a don Marianito Guerrero fue en la recuperación del área destinado para la Plaza cívica del barrio, ahora Parque Bicentenario, por la que fue agredido de manera cobarde junto a otros dirigentes barriales por personas que pretendían quedarse en dicho terreno, pero que con los nuevos dirigentes se consiguió la recuperación de esa área que servirá como centro de esparcimiento y turístico del barrio El Pedregal. Hasta siempre profesor Marianito Guerrero Gonzales.

 

 

Tendencia