Siguenos en

titulares

GORE: Nerviosismo de trabajadores ¿ayayeros?

Están tan nerviosos, que algunos de ellos en forma abusiva, le quitaron el celular aun comunicador social y le borraron toda la filmación que realizaba de la intervención fiscal.

Publicado

el

 

Están tan nerviosos, que algunos de ellos en forma abusiva, le quitaron el celular aun comunicador social y le borraron toda la filmación que realizaba de la intervención fiscal.

La intervención del equipo de la Octava fiscalía del sistema de lucha contra la corrupción de funcionarios, encabezado por el fiscal, Robert Rojas Ascón, a la sede del Gobierno Regional de Ancash, especialmente a la Gerencia regional, unidad de contabilidad como administración, término de poner nervioso no a los trabajadores de dichas unidades.

 

Los nerviosos salieron de la unidad de Imagen Institucional, que un día antes fueron, cuestionado por su nulo trabajo por el mismo Borja Cruzado y el día de la intervención fiscal aparentemente buscaban ganarse nuevamente la gracia del Gobernador y no perder su confianza con ellos el puesto de trabajo que lo ganaron a dedo a la fecha.

Para ello, tuvieron la genial idea de impedir el trabajo de un comunicador social que, cumpliendo con su función de informar de un hecho público, la intervención fiscal, filmaba la intervención fiscal, pero, al ser detectado por los allegados a Borja, tres de estos sujetos que ya fueron detectados sus nombres y las funciones que realizan en la sede regional.

 

Procedieron a quitarle el celular y borrar todo el contenido fílmico relacionado a la intervención fiscal y todo lo relacionado a la sede regional, para devolver el celular alegando que estaba prohibido filmar en el interior del Gobierno Regional de Ancash.

 

El comunicador social sólo, frente a estos sujetos que tenían el chaleco azul con el logo del Gobierno Regional de Ancash, uno de ellos muy conocido en Huaraz, luego de cometer estos abusos se retiraron del lugar.

Estos hechos demostraron, el nerviosismo total que tienen, frente a la investigación que pesa contra Borja, saben que, si procede su detención preventivamente, podrían terminar en la calle y sin empleo alguno.

 

Tendencia